Reaparece el fantasma del bioterrorismo en los Estados Unidos

31.03.2011 00:00

Hace un año, el FBI dio por resuelto el caso de la crisis provocada por el ánthrax en 2001. La investigación considera que fue un funcionario estatal, sin cómplices, el que decidió causar pánico en la población norteamericana enviando cartas con el agente patógeno.

Veamos antes lo que es el carbunco, como es conocido el ánthrax en español. Se trata de una bacteria que puede producir una enfermedad y ser utilizada como arma biológica por su gran capacidad infecciosa, pudiendo transmitirse por el aire, sin embargo puede ser tratada con antibióticos siendo la recuperación total, por lo general, si es cogida a tiempo.

Un modo de infectar a las personas es ponerles en contacto, de algún modo, con animales que hayan muerto por el Bacillus Anthracis, que es como se llama esta bacteria.

Los síntomas de la enfermedad dependen de la forma en la que se contrajo, pero normalmente se presentan dentro de la primera semana. La infección de piel empieza como una protuberancia similar a la de una picadura de insecto pero que en 1 o 2 días se convierte en una bolsa llena de líquido y después en una úlcera sin dolor, usualmente de 1 a 3 cm. de diámetro, con una característica área negra y necrótica en el centro. Las glándulas linfáticas en el área adyacente se pueden hinchar. Aproximadamente un 20% de los casos que no reciben tratamiento médico contra el ántrax cutáneo provocarán la muerte pero es improbable que esto suceda ya que el tratamiento suele ser efectivo, lo malo es cuando se contrae por inhalación ya que los síntomas al principio pueden confundirse con los de un catarro

Leer más


Licencia Creative Commons
RED SAFE WORLD por RSW se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.